Tipo legal de interés de demora para el primer semestre de 2017

Mario Cantalapiedra – Economista

Mediante Resolución de 27 de diciembre de 2016, de la Secretaría General del Tesoro y Política Financiera, se ha establecido que el tipo legal de interés de demora a aplicar en las operaciones comerciales durante el primer semestre natural del año 2017 sea del 8,00 por 100. Este tipo se forma sumando ocho puntos porcentuales al tipo de interés aplicado por el Banco Central Europeo a su más reciente operación principal de financiación efectuada antes del primer día del semestre natural de que se trate.

En este caso, la última operación principal de financiación del Banco Central Europeo en el segundo semestre de 2016, ha tenido lugar el 27 de diciembre a un tipo de interés del 0 por 100. Por tanto, y a los efectos de lo previsto en el artículo 7 de la Ley 3/2004, de 29 de diciembre, por la que se establecen medidas de lucha contra la morosidad en las operaciones comerciales, el 8,00 por 100 será el tipo de interés de demora a aplicar por defecto en el caso de morosidad en el pago de las facturas, siempre que no se haya pactado otro distinto en el contrato firmado con el deudor. Como puedes ver en el gráfico adjunto se mantiene invariado el porcentaje del semestre anterior.

Los intereses de demora surgen automáticamente si no se paga en el plazo pactado o legalmente establecido sin necesidad de aviso ni requerimiento previo. El acreedor tiene derecho a ellos siempre que haya cumplido sus obligaciones contractuales y legales y no haya recibido a tiempo la cantidad debida, salvo que el deudor demuestre que no es responsable del retraso.

tipo

Nuevos límites para aplicar el PGC-Pymes

Mario Cantalapiedra – Economista

El Real Decreto 602/2016, de 2 de diciembre, ha ampliado el ámbito de aplicación del Plan General de Contabilidad de Pequeñas y Medianas Empresas (PGC-Pymes), igualando los límites exigidos (de total activo, importe neto de la cifra de negocios y número de trabajadores) a los previstos para poder elaborar el modelo abreviado de balance y memoria. Es importante reseñar que, a pesar de ser aprobado a estas altura del año, este cambio entra en vigor para los ejercicios que se inicien a partir del 1 de enero de 2016.

De este modo, podrán aplicar el PGC-Pymes todas las empresas, cualquiera que sea su forma jurídica, individual o societaria, que durante dos ejercicios consecutivos reúnan, a la fecha de cierre de cada uno de ellos, al menos dos de las circunstancias siguientes:

a) Que el total de las partidas del activo no supere los cuatro millones de euros.

b) Que el importe neto de su cifra anual de negocios no supere los ocho millones de euros.

c) Que el número medio de trabajadores empleados durante el ejercicio no sea superior a cincuenta.

También el Real Decreto 602/2016 ha eliminado la obligatoriedad de elaborar el estado de cambios en el patrimonio neto para las empresas que apliquen el PGC- Pymes, de tal modo que, para los ejercicios que se inicien a partir del 1 de enero de 2016, únicamente habrán de presentar dentro de sus cuentas anuales los siguientes documentos: balance, cuenta de pérdidas y ganancias y memoria (esta última con una información ahora más reducida).

Comparativa límites PGC-Pymes

s

Ficha sobre condiciones de una cuenta de crédito

Mario Cantalapiedra – Economista

A efectos del control de las condiciones pactadas por una empresa con los bancos con los que trabaja, es importante comprobar las liquidaciones y movimientos de las cuentas bancarias teniendo en cuenta los siguientes factores:

 

  • Que los importes nominales corresponden a las operaciones efectuadas por la empresa.
  • Que los intereses y las comisiones responden a las condiciones pactadas de antemano y su cálculo es el correcto. En el caso de las comisiones se ha de comprobar que responden a servicios solicitados en firme o aceptados expresamente por la empresa.
  • Que el banco aplica correctamente las fechas valor, es decir, aquellas a partir de las cuales empiezan a generar intereses los abonos o los cargos en la cuenta de la empresa, y que pueden diferir de las fechas de operación o contables.

 

Para efectuar dicho control resulta muy práctico reunir bases de datos, en formato de fichas, en las que reflejar los datos generales y las principales condiciones acordadas en los distintos productos (límites de financiación, tipos de interés, comisiones, gastos, garantías aportadas, períodos de liquidación, etcétera). Esta información debe ser actualizada periódicamente y ajustarse a las necesidades de cada empresa. Las fichas sobre condiciones bancarias no solamente te servirán para controlar el cumplimiento de las condiciones pactadas, sino que también te valdrán para comparar y seleccionar los bancos de cara a nuevas negociaciones que se entablen con ellos. A modo de ejemplo, te propongo la siguiente ficha sobre condiciones de una cuenta de crédito:

 

1

10 consejos a la hora de invertir

Mario Cantalapiedra – Economista

Dentro del marco del Plan de Educación Financiera emprendido por el Gobierno español, que persigue mejorar la cultura financiera de la ciudadanía, existe una web denominada finanzasparatodos.es en la que se pueden encontrar consejos prácticos y herramientas para planificar el ahorro y la economía personal. Detrás de este proyecto están los supervisores públicos, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y el Banco de España. Entre los datos que aparecen en la web me gustaría comentar una serie de reglas básicas que pretenden ayudar a los inversores no profesionales y cuya divulgación considero de gran utilidad si queremos evitar los errores del pasado reciente. De forma resumida, se habla de los siguientes 10 consejos a la hora de invertir:

  1. “Conocer bien los objetivos financieros y la tolerancia al riesgo para poder elegir inversiones con un nivel de riesgo, rentabilidad y plazo adecuados a nuestro perfil”. Algo muy importante que se comenta y que yo no me canso de repetir es “nunca invertir en productos que no se entiendan”.
  2. “Buscar consejo profesional para la toma de decisiones de inversión, recordando que la responsabilidad final es del inversor. Mantener contacto con el intermediario y determinar el alcance de sus responsabilidades y libertad de actuar, así como su estilo y filosofía”.
  3. “Solamente destinar a la inversión el excedente entre ingresos y gastos comunes. Eliminar primero las deudas por la que se pagan altos intereses y sanear la situación financiera actual, antes de tomar decisiones de inversión”. Seguro que alguna vez has oído el caso de alguien que ha invertido el dinero destinado al pago de la hipoteca en Bolsa esperando obtener una ganancia rápida y luego no ha tenido suficiente dinero ni para afrontar la cuota.
  4. “Invertir para el largo plazo. Los mercados suben y bajan, pero a largo plazo suele haber más subidas que bajadas”. Lo cierto es que la especulación en los mercados parece destinada a perfiles muy profesionales o que tengan claro el riesgo que se asume.
  5. Diversificar, diversificar, diversificar”. Se repite hasta tres veces en la web, luego debe ser importante… de hecho, lo es. Una estrategia de diversificación lleva a disminuir el riesgo de cualquier inversión.
  6. “Mantener una mezcla de inversiones con distintos horizontes temporales para poder atender a distintas necesidades a medida que se presenten”.
  7. “Comparar bien las tarifas y comisiones de cada entidad”.
  8. “Empezar a invertir antes que después. De todos los factores que afectan a la acumulación de capital por inversión: cantidad inicial invertida, cantidad de las aportaciones, rentabilidad y tiempo que se mantiene la inversión, el más importante es el factor tiempo”.
  9. “Evitar las modas y los gurús de turno, así como la toma de decisiones emotivas. No perseguir los éxitos de ayer. Las rentabilidades históricas no son ninguna garantía de rentabilidad futura. Nadie sabe lo que harán los mercados. La disciplina y paciencia son rasgos importantes para el pequeño inversor, mientras que el miedo y la avaricia son sus enemigos”.
  10. “Si alguien ofrece una inversión ‘demasiado buena para ser verdad’ lo más probable es que no sea verdad. Nunca confiar en desconocidos que ofrezcan consejos no solicitados sobre inversiones y recordar que no existe rentabilidad sin riesgo”. Aquí se alerta sobre los chiringuitos financieros sobre los que ya me he referido en alguna ocasión.

En el siguiente enlace puedes consultar el texto completo de los 10 consejos.