Seis datos fundamentales antes de invertir en un fondo de inversión

Mario Cantalapiedra – Economista

Según la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), las entidades que comercializan en España fondos de inversión, es decir, instituciones de inversión colectiva que invierten de forma conjunta las aportaciones realizadas por un número variable de inversores, están obligadas a entregar a los mismos una copia del Documento de datos fundamentales para el inversor (DFI) antes de que efectúen su inversión.

El DFI tiene una extensión máxima de dos páginas (ampliable a tres en el caso de fondos estructurados, más complejos y arriesgados), y en él se recoge toda la información necesaria y relevante para que el inversor pueda decidir o no la compra del fondo. Es analizado y registrado por la CNMV en el momento de la creación del fondo, siendo un extracto del folleto completo, el cual incluye además un anexo de su reglamento de gestión, así como los últimos informes de carácter trimestral y anual.

En concreto, el DFI incluye los seis apartados siguientes:

 

  1. Datos identificativos

Denominación, código ISIN (International Securities Identification Number; código de 12 caracteres alfanuméricos utilizado para identificar los valores mobiliarios a nivel internacional), número de registro en la propia CNMV e identificación de la gestora administradora del fondo.

 

  1. Objetivos y política de inversión

Descripción detallada de la estrategia (en qué invierte y cómo invierte). En este apartado se incluyen la categoría del fondo (monetario, renta fija, renta variable, etcétera), la política de inversión, los objetivos de gestión (si tiene o no un índice de referencia) y el valor liquidativo aplicable en caso de suscripción o reembolso.

 

  1. Perfil de riesgo y remuneración

Relación entre rendimiento y riesgo a nivel potencial en una escala que va del 1 al 7. Un fondo incluido en la categoría 1, tendrá el menor rendimiento/riesgo potencial, mientras que si se incluye en la 7, tendrá el mayor. No obstante, como señala la CNMV, un fondo incluido en la categoría 1 no significa que tenga riesgo cero.

 

  1. Gastos corrientes y comisiones

Indicador de los gastos corrientes como media de los gastos totales que soporta el fondo, así como relación de comisiones que asume el partícipe de forma directa (suscripción, reembolso, etcétera).

 

  1. Rentabilidad histórica

Representación gráfica (diagrama de barras) de la rentabilidad anual obtenida por el fondo a lo largo de 10 años o de una simulación si la antigüedad es menor. Aquí ya sabes aquello de que “rentabilidades pasadas no garantizan futuras”.

 

  1. Información práctica

Datos sobre la entidad depositaria del fondo encargada de custodiarlo y controlar la actuación de la gestora, inversión mínima inicial, fiscalidad y dónde consultar otra información.

 

 

 

 

 

.

 

Debilidades en las prácticas comerciales de las entidades de crédito

Mario Cantalapiedra – Economista

El pasado mes de septiembre me hacía eco en el blog de la iniciativa emprendida por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), de utilizar expertos independientes para valorar las prácticas de comercialización de instrumentos financieros por parte de las entidades de crédito (mystery shoppers o clientes misteriosos), en base a la facultad que le concede la Ley 5/2015 de 27 de abril, de fomento de la financiación empresarial.

Pues bien, recientemente la CNMV ha publicado los resultados de esta primera prueba piloto, cuya actuación se ha realizado entre los meses de septiembre a noviembre de 2016, dirigiéndose a una muestra representativa de entidades que aglutinan en torno al 50 por ciento de las sucursales. En total se han realizado 450 visitas simuladas por 179 clientes misteriosos en 20 grandes poblaciones distribuidas por todo el territorio nacional. En ninguno de los casos se llegó a completar la compra del producto financiero. Lo interesante del tema es destacar debilidades que se han encontrado en las prácticas comerciales de las entidades de crédito.

En primer lugar, resulta habitual que el personal de las entidades formule verbalmente recomendaciones implícitas que los clientes perciben como asesoramiento, destacando productos concretos y haciendo alusión a las circunstancias personales del cliente. Es decir, se presta un servicio de asesoramiento en materia de inversión sin que el cliente lo advierta con claridad y sin que la entidad lo clasifique o reconozca como tal y, en consecuencia, aplique las reglas correspondientes.

En segundo lugar, existe una gran concentración de la oferta de productos en fondos de inversión, lo cual resulta comprensible según la propia CNMV en función del contexto actual del mercado. Aproximadamente en el 90 por ciento de las visitas la oferta inicial incluyó estos fondos. A este respecto, se destaca que con frecuencia las entidades entregan fichas comerciales que recogen de forma imprecisa o incorrecta información relevante del Documento de Datos Fundamentales para el Inversor (DFI), que anteriormente se denominaba “folleto simplificado”. Este Documento, el cual debe entregarse al inversor antes de que suscriba el fondo, recoge toda la información necesaria y relevante para que tome una decisión sobre la conveniencia o no de suscribirlo. La CNMV también destaca que la totalidad de fondos de inversión ofrecidos a los clientes misteriosos fueron fondos gestionados por el propio grupo al que pertenece la entidad de crédito.

En tercer lugar, se ha detectado una insuficiente información verbal con respecto a los costes asociados a los productos financieros (comisiones, gastos, etcétera). Del mismo modo, se considera que con frecuencia se resaltan las ventajas de los mismos pero no sus riesgos, lo que supone una presentación poco equilibrada.

Comentar que la CNMV considera esta experiencia piloto positiva por lo que su intención es seguir utilizando la herramienta de los clientes misteriosos en el futuro, algo que se debería tener muy presente desde las entidades de crédito.

Recomendaciones de la OCDE para que el crecimiento económico de España sea más inclusivo

Mario Cantalapiedra – Economista

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) acaba de presentar su Estudio económico sobre España 2017, en el cual indica como el crecimiento previsto para nuestro país para el período 2017-2018 será superior al 2% del PIB. El organismo internacional con sede en París, reconoce que la economía española está disfrutando de una sólida recuperación tras haber experimentado una profunda recesión, como puedes ver en el gráfico al final del post. No obstante, cree necesario establecer medidas adicionales para que el crecimiento económico sea más inclusivo, es decir, alcance al conjunto de la población española y no solo a una parte. Estas medidas van desde reformas macroeconómicas relacionadas fundamentalmente con el ámbito fiscal, pasando por políticas de reducción de desempleo y de la pobreza, hasta la mejora de la cualificación de los trabajadores y el incentivo a la inversión empresarial en materia de innovación. En concreto, la OCDE nos propone las recomendaciones siguientes:

 

1. Recomendaciones sobre políticas macroeconómicas

– Seguir acometiendo reformas estructurales dirigidas a conseguir un crecimiento sólido y equilibrado.

– Ajustarse a los objetivos fiscales a medio plazo para garantizar una reducción gradual de la deuda pública.

– Mejorar la eficiencia del sistema tributario mediante:

  • La abolición de exenciones del IRPF con un enfoque inadecuado.
  • La abolición de tipos reducidos del IVA de carácter regresivo.
  • El aumento de los impuestos ambientales.

 

2. Recomendaciones para reducir el desempleo

– Crear perfiles de los desempleados y contratar consultores especializados.

– Aumentar los recursos y la ratio entre profesionales de los servicios de empleo y los demandantes de empleo.

– Crear un punto único de contacto para servicios sociales y de empleo.

– Reducir las contribuciones empresariales a la seguridad social para los trabajadores de salarios bajos con contratos indefinidos.

– Solicitar una representación mayor de los colectivos empresariales cuando se autorice la prórroga de los convenios colectivos.

 

3. Recomendaciones para mejorar las habilidades de los trabajadores

– Mejorar la calidad de la enseñanza entre el profesorado a través de una mejor formación universitaria y en el puesto de trabajo.

– Continuar el desarrollo y la modernización de la enseñanza y formación profesional (EFP):

  • Ampliar la enseñanza y formación profesional dual.
  • Garantizar que las competencias enseñadas satisfagan las necesidades empresariales.

– Potenciar la enseñanza y formación profesional y los programas de formación para adultos.

 

4. Recomendaciones para reducir la pobreza

– Aumentar el volumen y el alcance de los programas regionales de apoyo en materia de ingresos mínimos.

– Aumentar las ayudas en efectivo para las familias con hijos.

 

5. Recomendaciones para promover la inversión empresarial en innovación

– Continuar con la implantación de la Ley de Unidad de Mercado y aprobar la reforma de los servicios profesionales

– Reasignar parcialmente partidas de préstamos a ayudas a Investigación y Desarrollo para proyectos e investigadores.

– Cuando la condonación de la deuda no sea automática, reducir el periodo durante el cual los emprendedores en quiebra estén obligados a devolver deudas pasadas.

– Crear fondos de bonos de pymes con avales proporcionados por el Gobierno y los beneficiarios.

– Aumentar la financiación pública y privada para empresas innovadoras de reciente creación.

 

PIB real de España, variación interanual (en porcentaje)11 Fuente: OCDE (2017), OECD Economic Outlook: base de datos de estadísticas y proyecciones, marzo.