Por Pere J. Brachfield Socio Director de www.morosologia.com  

Marco legal cobro de deudas España y Europa

Marco legal cobro de deudas España y Europa

En septiembre de 2010, España continúa siendo el único Estado miembro de la Unión Europea que no tiene regulada la actividad del recobro extrajudicial de deudas. No existe ninguna ley, orden ministerial o reglamento que regulan esta actividad. Bajo mi punto de vista es paradójico que en un Estado como el Español tan legalista y reglamentista, que suele exigir para todo trámites interminables, y que solicita permisos, licencias por toda actividad empresarial, no existe en España ninguna normativa que regule a estas empresas de recobro ni los procedimientos que se pueden emplear para reclamar las deudas. En mi opinión la administración ha actuado con desidia en relación a este punto, por lo que no se ha preocupado hasta ahora en regular la gestión privada del cobro de deudas. Consecuentemente no existe por el momento una normativa que regule la actividad del recobro de deudas, por lo que debido a esta laguna jurídica, en el sector del recobro existe una gran heterogeneidad en lo que se refiere a las empresas que operan en el mercado. 

Por lo que se refiere a la futura regulación de las actividades de recuperación de deudas, en marzo de 2009 el Congreso de los Diputados instó al Gobierno a crear, a petición de Convergència i Unió, un marco jurídico que regule las actividades orientadas a recuperar deudas. Acerca de esta iniciativa legislativa, la Comisión de Economía y Hacienda aprobó por unanimidad una Proposición no de Ley del Grupo Parlamentario Catalán (CiU), consensuada con los grupos parlamentarios de PSOE y ERC-IU-ICV, en la que instaba al Gobierno a adoptar las medidas necesarias para crear un marco jurídico de actuación de la actividad para recuperar las deudas y créditos impagados. En la misma línea, el Congreso pidió que se asegure la debida protección de los ciudadanos frente a aquellas actuaciones que atentan a la dignidad de las personas o invadan su intimidad en ocasión de la reclamación de impagos. 

En concreto, la Proposición no de ley del Grupo Parlamentario Catalán (CiU) aprobada hoy establece lo siguiente: 

 “El Congreso de los Diputados insta al Gobierno a: 

  1. Adoptar las medidas necesarias para crear un marco jurídico de actuación de la actividad de recuperación de deudas y de cobro de créditos impagados. A estos efectos, en colaboración con las asociaciones sectoriales, dicho marco tomará en consideración el contenido de los códigos éticos de buen cumplimiento adoptados voluntariamente por las empresas del sector.
  2. Reforzar y asegurar la debida protección de los ciudadanos frente a aquellas actuaciones que atenten a la dignidad de las personas o invadan su intimidad en ocasión de la reclamación de deudas impagadas.
  3. Regular procedimientos que permitan al ciudadano ejercer con prontitud una defensa efectiva de sus intereses, de tal forma que los plazos en la resolución de reclamaciones se acorten y no disuadan a los acreedores de utilizar los beneficios que la Ley contra la morosidad le ofrece”.              

En relación con la futura normativa del sector de la cobranza, en enero de 2010 el Grupo Socialista en el Congreso de los Diputados y a través del portavoz de Turismo y Comercio del Grupo Parlamentario Socialista, Fèlix Larrosa, solicitó al Gobierno una regulación urgente de las empresas de cobro de morosos para evitar las prácticas coactivas a instancias de la petición realizada por la AEPGC Asociación Española Profesional de Gestores de Cobro

El diputado Félix Larrosa  destacó la necesidad de avanzar en un sistema de garantías para los ciudadanos que impida que ciertas agencias  se puedan dedicar a esta actividad con el riesgo de actitudes irresponsables como la divulgación de datos privados y la vejación pública que sufre una persona, llegando a extremos de amenazas y coacciones a los morosos. El diputado Larrosa garantizó que desde el PSOE se estudiará también las opciones y precisó que el modelo que consideran más adecuado es el de la legislación francesa. 

Consecuentemente el PSOE solicitó formalmente al Gobierno que aborde la regulación de las empresas de gestión de deuda y cobro a morosos para establecer un sistema de garantías a empresas y ciudadanos. Lástima que hasta la fecha las buenas intenciones del PSOE no se hayan materializado en una norma jurídica. 

Marco legal en Europa 

En los países de nuestro entorno, encontramos ejemplos de regulación de esta actividad. Por ejemplo, en Alemania, la «Rechtsberatungsgesetz» o Ley de Asesoramiento Jurídico Alemana prevé que sólo las personas que hayan obtenido la autorización al efecto de la autoridad competente podrán dedicarse con carácter profesional -sea como profesión principal o secundaria, a título oneroso o gratuito- a la gestión de asuntos jurídicos de terceros, incluido el asesoramiento jurídico y el cobro de créditos de terceros o créditos cedidos en comisión de cobro. Asimismo prevé que la autorización será otorgada singularmente para un ámbito de actividades. 

Si nos fijamos en el caso de Francia, como país más cercano y que es el modelo que más ha interesado al PSOE, las empresas de recuperación de deudas deben cumplir imperativamente los siguientes requisitos legales: 

  • Hacer una declaración de alta en la actividad por escrito ante el Procurador de la República (que tiene la potestad en cualquier momento de verificar que la empresa cumple las obligaciones marcadas por la Ley) y demostrar haber cumplido con dos condiciones previas:
  • Tener suscrita una póliza de seguros de responsabilidad civil profesional que sirva para garantizar a los clientes cualquier consecuencia pecuniaria derivada de las actividades de  la empresa de recobros (errores en la gestión de expedientes, apropiación de fondos, reclamaciones de deudores)
  • Tener una cuenta bancaria exclusivamente para el ingreso de las cuantías recobradas por cuenta de los clientes

 Asimismo las demás obligaciones de la gestora de cobros son: 

  • Firmar con cada cliente-acreedor legítimo un contrato en el que figuren todas las condiciones y modalidades de recobro
  • Enviar una carta al deudor que contenga ciertas informaciones obligatorias sobre el procedimiento de recobro de la deuda
  • La empresa de recobros debe entregar un recibo al moroso por cualquier pago realizado.
  • La empresa de recobros está obligada a liquidar lo antes posible al cliente-acreedor cualquier pago realizado e informarle de los acuerdos alcanzados con el moroso

Y los requisitos exigidos por el  ANCR  que es el Sindicato Nacional de agencias de recobro de Francia (asociación patronal que engloba a la mayoría de empresas pequeñas y medianas del sector) es que todos sus afiliados deben: 

  • Tener en vigencia un seguro de caución bancaria o garantía financiera destinada a reembolsar a los acreedores los fondos recaudados en caso de que la empresa de recobros tuviera que presentar suspensión de pagos o quiebra.
  • Estar inscritos en el registro de comercio con todos los requisitos legales como empresa jurídica
  • Aceptar y poner en práctica el riguroso código deontológico de la patronal y cumplir con unos requisitos éticos y de conducta.

Gracias a esto requisitos legales que fueron implementados por un decreto en el año 1996, en Francia la recuperación de impagados es una actividad que goza de un gran prestigio profesional. En el país vecino todas las empresas de recobros están totalmente legalizadas, trabajan bajo supervisión gremial y estatal por lo que cumplen con seriedad y eficacia su cometido. Por esta razón las empresas de este sector cuentan con la confianza de los clientes usuarios de estos servicios, y consiguientemente son muy utilizadas por las empresas que tienen deudas por recobrar. 

Otros post relacionados:

Para más información sobre el tema se pueden consultar el libro “Cobro de Impagados y negociación con deudores” de Profit Editorial www.profiteditorial.com  o la web www.morosologia.com