Mario Cantalapiedra – Economista

Dentro del marco del Plan de Educación Financiera emprendido por el Gobierno español, que persigue mejorar la cultura financiera de la ciudadanía, existe una web denominada finanzasparatodos.es en la que se pueden encontrar consejos prácticos y herramientas para planificar el ahorro y la economía personal. Detrás de este proyecto están los supervisores públicos, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y el Banco de España. Entre los datos que aparecen en la web me gustaría comentar una serie de reglas básicas que pretenden ayudar a los inversores no profesionales y cuya divulgación considero de gran utilidad si queremos evitar los errores del pasado reciente. De forma resumida, se habla de los siguientes 10 consejos a la hora de invertir:

  1. “Conocer bien los objetivos financieros y la tolerancia al riesgo para poder elegir inversiones con un nivel de riesgo, rentabilidad y plazo adecuados a nuestro perfil”. Algo muy importante que se comenta y que yo no me canso de repetir es “nunca invertir en productos que no se entiendan”.
  2. “Buscar consejo profesional para la toma de decisiones de inversión, recordando que la responsabilidad final es del inversor. Mantener contacto con el intermediario y determinar el alcance de sus responsabilidades y libertad de actuar, así como su estilo y filosofía”.
  3. “Solamente destinar a la inversión el excedente entre ingresos y gastos comunes. Eliminar primero las deudas por la que se pagan altos intereses y sanear la situación financiera actual, antes de tomar decisiones de inversión”. Seguro que alguna vez has oído el caso de alguien que ha invertido el dinero destinado al pago de la hipoteca en Bolsa esperando obtener una ganancia rápida y luego no ha tenido suficiente dinero ni para afrontar la cuota.
  4. “Invertir para el largo plazo. Los mercados suben y bajan, pero a largo plazo suele haber más subidas que bajadas”. Lo cierto es que la especulación en los mercados parece destinada a perfiles muy profesionales o que tengan claro el riesgo que se asume.
  5. Diversificar, diversificar, diversificar”. Se repite hasta tres veces en la web, luego debe ser importante… de hecho, lo es. Una estrategia de diversificación lleva a disminuir el riesgo de cualquier inversión.
  6. “Mantener una mezcla de inversiones con distintos horizontes temporales para poder atender a distintas necesidades a medida que se presenten”.
  7. “Comparar bien las tarifas y comisiones de cada entidad”.
  8. “Empezar a invertir antes que después. De todos los factores que afectan a la acumulación de capital por inversión: cantidad inicial invertida, cantidad de las aportaciones, rentabilidad y tiempo que se mantiene la inversión, el más importante es el factor tiempo”.
  9. “Evitar las modas y los gurús de turno, así como la toma de decisiones emotivas. No perseguir los éxitos de ayer. Las rentabilidades históricas no son ninguna garantía de rentabilidad futura. Nadie sabe lo que harán los mercados. La disciplina y paciencia son rasgos importantes para el pequeño inversor, mientras que el miedo y la avaricia son sus enemigos”.
  10. “Si alguien ofrece una inversión ‘demasiado buena para ser verdad’ lo más probable es que no sea verdad. Nunca confiar en desconocidos que ofrezcan consejos no solicitados sobre inversiones y recordar que no existe rentabilidad sin riesgo”. Aquí se alerta sobre los chiringuitos financieros sobre los que ya me he referido en alguna ocasión.

En el siguiente enlace puedes consultar el texto completo de los 10 consejos.