El Ayuntamiento me pide el BIC para pagar mis facturas

Mario Cantalapiedra – Economista

Me comenta un amigo empresario que, a efectos de adherirse al plan extraordinario de pagos a proveedores instrumentado por el Gobierno, un ayuntamiento deudor le reclama que facilite en la información que debe aportar el BIC de la cuenta bancaria donde desea le sea transferido el dinero de las facturas pendientes.

Aunque en principio este requisito solo sería necesario para las cuentas internacionales, que no es el caso de la empresa que te comento, voy a tratar de clarificar los tres códigos de identificación de cuenta bancaria que existen y que te pueden pedir, por si acaso:

El primero de ellos es el Código Cuenta Cliente (CCC), sistema numérico utilizado en España para identificar una cuenta bancaria, formado por veinte dígitos, donde los cuatro primeros representan el código de la entidad de crédito, los cuatro siguientes el código de la sucursal, los dos siguientes los dígitos de control y los diez últimos el número de la cuenta.

El segundo, el Código Internacional de Cuenta Bancaria (IBAN), representa el identificador único de cuentas bancarias a nivel internacional, que facilita el tratamiento automático de cobros y pagos transnacionales. Consta de un máximo de treinta y cuatro caracteres, teniendo en cada país una longitud fija, que en España es de veinticuatro caracteres, donde los dos primeros son de carácter alfabético e identifican al país, en nuestro caso “ES”, los dos siguientes son dígitos de control y los restantes son los veinte dígitos que distinguen al CCC. La relación entre los dos códigos es clara, puesto que ambos sirven para identificar la misma cuenta bancaria, lo que pasa es que mientras el CCC lo realiza a nivel nacional, el IBAN lo hace internacionalmente.

Por último, el Código de Identificación Bancaria (BIC), identifica internacionalmente a las entidades de crédito permitiendo la transmisión de mensajes seguros sobre transacciones financieras de carácter internacional. Normalmente consta de ocho caracteres, donde los cuatro primeros identifican a la entidad internacionalmente, los dos siguientes identifican al país (en el caso de España, de nuevo son las letras “ES”) y los dos últimos identifican a la localidad (por ejemplo, Madrid es “MM”). Opcionalmente puede tener tres caracteres adicionales para identificar a una sucursal concreta. Se utiliza conjuntamente con el IBAN para conseguir una mayor seguridad y rapidez en los pagos y cobros internacionales.

En ocasiones puedes encontrar los tres códigos, por ejemplo, en los talonarios de cheques asociados a tu cuenta, en otras puede faltar el BIC, por lo que te recomiendo lo consultes a tu entidad y que, al menos, el ayuntamiento de turno no se excuse en la falta de este dato para no pagar tus facturas.

2 pensamientos en “El Ayuntamiento me pide el BIC para pagar mis facturas”

  1. Ya Francisco si eso ya lo sé, si está claro… pero hay ciertos funcionarios por ahí que si te tocan como le ha pasado a mi amigo y haces la gestión presencial, o les pones el BIC o no cobras… intento allanar camino, para complicarlo ya están otros. Gracias por tu comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *