Entendiendo la dinámica comercial en España

Mario Cantalapiedra – Economista

Recientemente Crédito y Caución ha publicado los resultados para España de la Encuesta internacional sobre comportamientos en los pagos B2B (business to business), es decir, de pagos entre empresas, que tiene por objeto ayudar a las compañías que hacen negocios o que prevén hacer negocios en nuestro país a entender mejor su dinámica comercial.

Entre las conclusiones de este estudio, cuyo trabajo de campo ha sido realizado por la empresa Iberinform con entrevistas a empresas de 14 países de Europa Occidental (Austria, Bélgica, Dinamarca, Francia, Alemania, Gran Bretaña, Grecia, Irlanda, Italia, Países Bajos, España, Suecia, Suiza y Turquía), me gustaría compartir contigo las siguientes:

  • Las empresas españolas recurren más al crédito comercial en las ventas que realizan a otras compañías nacionales (73% del valor total de las ventas se realiza a crédito) que a empresas extranjeras (65%). De hecho, de todos los países incluidos en la encuesta, las empresas españolas son las más propensas a vender a crédito a sus clientes nacionales. 
  • El principal motivo por el que las empresas españolas ofrecen crédito comercial a sus clientes es establecer relaciones a largo plazo con ellos. Es algo que ocurre tanto con los clientes nacionales como extranjeros, teniendo los demás motivos (fuente de financiación a corto plazo, herramienta de promoción de ventas, etcétera) un peso mucho menor.
  • Los plazos medios de pago concedidos a empresas nacionales, que se estiman en 68 días, son más largos que los que se conceden a las empresas radicadas en el extranjero, 51 días de media. Solamente Grecia y Turquía ofrecen plazos más largos en las ventas nacionales, mientras que en el plazo medio de pago ofrecido por las empresas españolas a clientes extranjeros no nos gana nadie, es el más extenso de la muestra analizada.
  • Casi siete de cada diez empresas españolas prevén un aumento de la comprobación de la solvencia de los clientes en los próximos meses, lo que parece indicar una mayor preocupación del empresario por conocer bien a quién se vende.
  •  En España las facturas que se pagan a empresas nacionales tienen una probabilidad bastante mayor de abonarse fuera de vencimiento (30 por ciento) que las que se pagan a extranjeros (19 por ciento).
  • Por último, las empresas españolas argumentan que la limitación de liquidez es la principal razón por la que cobran más tarde de sus clientes nacionales, mientras que en el caso de los extranjeros es la complejidad del procedimiento de pago el principal motivo del retraso.

Puedes acceder al estudio completo aquí.

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *