GCO adquiere la participación de los accionistas minoritarios de Atradius

Culmina el proceso de adquisición de Atradius, iniciado en 2003. Se trata del segundo operador a nivel mundial de seguro de crédito, que opera en España, Portugal y Brasil a través de Crédito y Caución.

Como culminación del proceso de adquisición de Atradius, segundo operador a nivel mundial de seguro de crédito, iniciado en el año 2003, Grupo Catalana Occidente e INOCSA han suscrito un contrato de compra venta para adquirir el 35,8% del capital de Atradius NV, hasta ahora propiedad de Swiss Re, Deutsche Bank y Sal Oppenheim. El precio acordado es de 18,87 euros por acción que será actualizado, en base al euribor más 200 puntos básicos, hasta la fecha efectiva del pago.

Con esta operación, Grupo Catalana Occidente adquirirá el 26,66% del capital de Atradius NV por un importe aproximado de 400 millones euros. Por su parte, INOCSA (sociedad que ostenta directa e indirectamente una participación del 56,71% del capital social de Grupo Catalana Occidente) adquirirá el 9,11% del capital social de Atradius NV por un importe aproximado de 137 millones euros.

En consecuencia, Grupo Catalana Occidente alcanzará una participación económica en Atradius NV del 74,09%, 26,66% directamente y 47,43% indirectamente a través de la holding Grupo Crédito y Caución SL, y una posición de control del 90,89%.

La transacción está sujeta a la obtención de la autorización reglamentaria por parte de las autoridades supervisoras de España (DGSyFP, Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones), Irlanda (IFSRA, Irish Financial Services Regulatory Authority) y Holanda (DNB, De Nederlandsche Bank N.V).

Asimismo, Grupo Catalana Occidente e INOCSA han suscrito un contrato de opción de compra en virtud del cual Grupo Catalana Occidente tiene el derecho a comprar las acciones de Atradius NV propiedad de INOCSA, total o parcialmente, en una o en varias veces y en cualquier momento del transcurso de los dos próximos años.

Los intereses de demora previstos en la Ley 3/2004

Mario Cantalapiedra – Economista

La Ley 3/2004, de 29 de diciembre, por la que se establecen medidas de lucha contra la morosidad en las operaciones comerciales, prevé el cobro de intereses de demora en el caso de que se superen los plazos de pago previstos. Estos plazos pueden ser, si existe un contrato firmado, los que acuerden libremente las partes (regla general), y en el supuesto de que no exista relación contractual, a los 30 días de la recepción de la factura por el deudor (regla legal subsidiaria).

interes demora01
interes demora01

El acreedor tendrá derecho a cobrar intereses de demora cuando haya cumplido sus obligaciones contractuales y legales, y no hay recibido a tiempo la cantidad debida, salvo que el deudor demuestre que no es responsable del retraso, surgiendo de forma automática sin necesidad de aviso ni requerimiento. El tipo de interés de demora a aplicar es publicado semestralmente en el BOE para los seis meses siguiente a su fijación, y su cálculo se basa en el último interés publicado por el BCE para sus operaciones principales de financiación antes del primer día del semestre natural que se trate, al cual se añaden 7 puntos. El 1 de enero se ha publicado el tipo que debe aplicarse durante el primer semestre de 2010, que se cifra en el 8%. En el cuadro podemos ver la evolución sufrida por dicho índice desde el inicio de 2007.

Evidentemente estos intereses de demora resultan tan elevados que deberían surtir un efecto disuasorio en el deudor moroso. No obstante, muchas empresas no se atreven a aplicarlos, ni siquiera a comentarlos a sus clientes por la posición dominante de éstos en la relación comercial; el miedo a perder el comprador y que éste se traslade a la competencia siempre existe, si se le “aprieta” con estos temas, aunque se tenga derecho a ellos. En cualquier caso, mi recomendación personal es tratar de recoger en los contratos que se firmen con el cliente una cláusula referente al cobro de intereses de demora si se produce el retraso en el pago de las facturas, y según la cobertura legal prevista; un “aviso a navegantes” a tiempo puede evitarnos algún disgusto serio.

Otros artúculos de interés de Mario Cantalapiedra

¿Compruebas las liquidaciones bancarias?

La utilidad del BORME en el análisis de riesgo

 

 

Alerta de los efectos de la morosidad de Aerce – Asociación de Profesionales de Compras

Según la Asociación de Profesionales de Compras, el atraso de sólo tres o cuatro facturas de clientes importantes está provocando el cierre de muchas compañías solventes.

Fuente: Expansion.com / Fecha: 18/01/2010

Según la Asociación de Profesionales de Compras, el atraso de sólo tres o cuatro facturas de clientes importantes está provocando el cierre de muchas compañías solventes.

En una tribuna publicada en el diario Expansión, la Asociación Española de Profesionales de Compras, Contratación y Aprovisionamientos [Aerce] afirma que “la morosidad de empresas con empresas está haciendo que muchas compañías solventes estén yendo a la quiebra por los grandes desequilibrios que les produce en su tesorería no cobrar el dinero que les deben. Las repercusiones del impago son especialmente graves para las pymes, a las que el atraso de sólo tres o cuatro facturas de clientes importantes puede trastocar por completo sus planes contables”, explican. Según los datos de la Asociación, el plazo medio de pago en España a los proveedores supera los 90 días, el segundo periodo más largo de Europa, y en algunos sectores, como el de la construcción, este plazo se prolonga hasta los 210 días.
La complejidad de regular los plazos por Ley.

Aerce ha recordado que los esfuerzos por regular los plazos de pago con iniciativas como el actual anteproyecto de Ley de Economía Sostenible, legislan “sobre un aspecto que ya está regulado con la Ley 3/2004, creada específicamente para luchar contra la morosidad en las operaciones comerciales, aunque hoy por hoy no esté funcionando”. De acuerdo con la Ley 3/2004, “las empresas proveedoras podrían exigir el pago en 30 días en el momento de firmar el contrato”, pero “los proveedores no lo hacen por miedo a ir contra sus propios intereses y perder contratos […]. Además, quienes deberían velar por que se cumplan estos plazos, que según la propia ley son las cámaras de comercio, colegios profesionales y asociaciones que tengan encomendada la defensa de sus miembros, no lo hacen, bien por falta de concienciación, o bien por simple desconocimiento”, explica.

Otras noticias de interés:

Lucha contra la morosidad en operaciones comerciales.

Guía para gestionar un concurso de acreedores.

Recuperación en las principales economías, según la OCDE

En el mes de noviembre, el indicador compuesto avanzado sigue apuntando a una recuperación en las principales economías de la OCDE. OCDE

Metodología
Los Indicadores Compuestos Avanzados de la OCDE agregan diversos tipos de variables relacionadas con los primeros estadios de producción industrial, la detección precoz de los cambios de la actividad económica, las expectativas de actividad futura o el control y medición del impacto de los cambios del marco regulatorio.

En el mes de noviembre, el indicador compuesto avanzado sigue apuntando a una recuperación en las principales economías de la OCDE. OCDE

Metodología
Los Indicadores Compuestos Avanzados de la OCDE agregan diversos tipos de variables relacionadas con los primeros estadios de producción industrial, la detección precoz de los cambios de la actividad económica, las expectativas de actividad futura o el control y medición del impacto de los cambios del marco regulatorio.

Otras noticias de interés:

Un cambio histórico en la lucha contra la morosidad en España

Pagos a 60 días a partir de 2013

 

 

Reducir los plazos de pago a 60 días ahorraría 2.485 millones a las PYMES

De acuerdo con los cálculos de la Administración, la reducción de los plazos de pago a 60 días generaría un ahorro financiero neto de unos 2.485 millones de euros anuales a las pymes y autónomos. De acuerdo con los cálculos de la Administración sobre las medidas contra la morosidad previstas en el anteproyecto de Ley de Economía Sostenible la obligación de pago en 60 días para las empresas, cuando el proveedor sea una pyme o autónomo, generará un ahorro financiero neto [diferencia entre la disminución de costes financieros para las pyme y el aumento para grandes empresas] de unos 2.485 millones de euros al año.

El Anteproyecto incluye también la reducción del plazo de pago de las Administraciones de 60 a 30 días que, según estas estimaciones, generará un ahorro financiero adicional para las empresas de unos 759 millones de euros al año. Desde el punto de vista macroeconómico, la Administración calcula que estas medidas de lucha contra la morosidad, en el horizonte 2020, generarán incrementos adicionales del PIB [0,25%], el empleo [0,1%] y la inversión [0,5%] hasta 2020. Todos estos cálculos están contenidos en la Memoria del Análisis del Impacto Normativo del Anteproyecto. Con estas medidas [contra la morosidad] se pretende restringir el uso indebido del crédito del proveedor como instrumento de financiación de las empresas o de las Administraciones Públicas. Este uso se basa, con frecuencia, en las asimetrías de poder de mercado entre empresa o administración cliente y proveedor. La reforma introducida, en consecuencia, reequilibra estas relaciones de poder y permite un desarrollo de la actividad económica en condiciones más competitivas. En particular, conviene tener presente que la reforma reducirá las necesidades de financiación de las pyme, para las que el coste de los recursos financieros es más elevado que para las grandes empresas o las Administraciones Públicas, explica la Memoria.

La producción industrial cae un 17,3%

Entre enero y noviembre de 2009, el Índice de Producción Industrial [IPI] en España disminuyó un 17,3% interanual. Los datos de Eurostat sobre otros mercados serán públicos a mediados de enero.Entre enero y noviembre de 2009, el Índice General de Producción Industrial [IPI] refleja una disminución del 17,3% en España respecto al mismo periodo de 2008.

Produccion indusrail españa

Metodología
El IPI es un indicador coyuntural que mide la evolución mensual de la actividad productiva de las ramas industriales, excluida la construcción, eliminando la influencia de los precios. Para su obtención se realiza una encuesta continua de periodicidad mensual que investiga todos los meses más de 13.200 establecimientos.
 
Próximo dato
5 de febrero, IPI de diciembre de 2009.

Entre enero y noviembre de 2009, el Índice de Producción Industrial [IPI] en España disminuyó un 17,3% interanual. Los datos de Eurostat sobre otros mercados serán públicos a mediados de enero.Entre enero y noviembre de 2009, el Índice General de Producción Industrial [IPI] refleja una disminución del 17,3% en España respecto al mismo periodo de 2008.

Produccion indusrail españa

Metodología
El IPI es un indicador coyuntural que mide la evolución mensual de la actividad productiva de las ramas industriales, excluida la construcción, eliminando la influencia de los precios. Para su obtención se realiza una encuesta continua de periodicidad mensual que investiga todos los meses más de 13.200 establecimientos.
 
Próximo dato
5 de febrero, IPI de diciembre de 2009.

 

La matriculación de vehículos cae un 17,9% en 2009

En el conjunto de 2009, la matriculación de vehículos registra un descenso acumulado del 17,9%. La caída se ha moderado desde el -43,7% de abril.  
En el conjunto de 2009, la matriculación de vehículos registra un descenso acumulado del 17,9%. La caída se ha moderado desde el -43,7% de abril. 

Próximo dato
Primera semana de febrero, datos de enero de 2010.

Otras noticias de interés:

– Cambios recientes en los modelos de cuentas anuales.

– Estadística de efectos de cobros impagados.

 

Relación entre departamentos comercial y financiero ¿Es una venta si no se cobra?

 Mario Cantalapiedra – Economista

La relación entre los departamentos comerciales y financieros de las empresas no siempre es sencilla y se puede resumir en una pregunta, ¿es una venta si no se cobra? Seguramente, hace unos años, dependiendo de a quién preguntáramos, comercial o financiero, encontraríamos diferentes respuestas. Poco a poco los objetivos de ambos departamentos han de acercarse, gracias a la situación actual.

Hasta la fecha parece haber sido tendencia dominante en la mayoría de las compañías establecer la retribución variable de sus responsables comerciales en función de las cifras de ventas obtenidas, independientemente de que al final éstas se cobraran o no. Lo cierto es que, a pesar de que este comportamiento pueda carecer de cierta lógica empresarial, tiene su justificación en un entorno de crecimiento económico donde prácticamente todo lo que vendían las empresas se cobraba, de forma generalizada. Sin embargo, con la crisis económica parece útil y adecuado tratar de vincular los emonumentos de tipo variable de los comerciales a la cifra de ventas cobradas. A pesar de la presión que existe actualmente para mantener las ventas, se ha de entender que una venta que no se cobra no se puede considerar como tal, y eso es algo que deben tener presente todos los integrantes de la organización empresarial más allá de que ocupen responsabilidades financieras o comerciales en la misma. En este sentido, hemos de recuperar el concepto de empresa como coalición de intereses encaminados a la consecución de un mismo objetivo de rentabilidad, en otras palabras, una organización en la que todos tiran del carro en la misma dirección sin entrar en disputas internas entre financieros y comerciales que no conducen a nada, más aún en la situación actual. Lo importante es que los distintos responsables se presten la máxima ayuda e información que permita minimizar el riesgo de impago de la posible venta, es decir, se conviertan en “facilitadores” del trabajo del compañero, porque su bien particular será igual al bien común. En mi experiencia como director financiero no he conocido ningún colega de labor que no desee que su compañía venda todo lo que pueda, eso sí, siempre tratando de minimizar el riesgo de impago. Del mismo modo, me resulta difícil creer que exista algún responsable comercial que sólo se preocupe en vender sin importarte si al final se vaya a cobrar su venta. Luego si el caldo de cultivo se encuentra en la propia genética de la compañía, lo que se trata es de arbitrar las medidas adecuadas para que se desarrolle convenientemente, y entre ellas parece apropiado la de posibilitar la retribución variable del personal comercial en función de las ventas cobradas.

Otros artículos de interés de Mario Cantalapiedra:

6 diferencias entre préstamo y crédito.

¿Compruebas las liquidaciones bancarias?

 

El IPC armonizado, al 0,9% en Diciembre 2009

En el mes de diciembre, Índice de Precios de Consumo Armonizado [IPCA] español se sitúa en 0,9%. Por su parte, las previsiones para la zona euro estiman el índice en el mismo valor, [0,9%].

 

El IPC armonizado es un indicador calculado por el INE en base a los criterios de Eurostat y el Banco Central Europeo para ofrecer datos equiparables de toda la Unión Europea. El valor adelantado, que se avanza unas semanas a la publicación del indicador final, pretende producir información estadística orientativa similar a la producida por Estados Unidos. En el caso del indicador adelantado se utilizan diversos métodos de modelización estadística para estimar aquella información de la que aún no se dispone en el momento de la publicación por lo que no tiene por qué coincidir con el dato final del IPCA.

*Datos de noviembre, no existentes para países no incluidos.
 
Metodología
El Índice de Precios de Consumo Armonizado [IPCA] es un indicador calculado por el INE en base a los criterios de Eurostat y el Banco Central Europeo para de ofrecer datos equiparables de toda la Unión Europea. Se calcula desde 1997.
El IPCA de cada país cubre las parcelas que superan el uno por mil del total de gasto de la cesta de compra nacional. El indicador mantiene mínimas diferencias con el IPC nacional español [el IPCA excluye las indemnizaciones recibidas por seguros del hogar y compraventas particulares de automóviles usados], por lo que en ocasiones arrojan valores distintos. En el gráfico adjunto se pueden ver las ponderaciones del IPCA [últimos datos disponibles, 2006]
 
 
 
El valor adelantado del IPCA, que se avanza unas semanas a la publicación del indicador final, pretende producir información estadística orientativa similar a la producida por Estados Unidos. En el caso del indicador adelantado se utilizan diversos métodos de modelización estadística para estimar aquella información de la que aún no se dispone en el momento de la publicación por lo que no tiene por qué coincidir con el dato final del IPCA.
 
Próximos datos
15 de enero de 2010, datos de diciembre [Eurostat].
29 de enero de 2010, datos adelantados de enero de 2010, [Eurostat e INE].

Leer artículos anteriores: Pág. Anterior 1 2 3 ... 97 ... 101 102 103 Pág. Siguiente

Blog sobre la gestión del riesgo, la morosidad y temas económicos